<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=1609420709362109&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

¿Cómo funciona el impuesto del patrimonio en Cataluña?

¿Cómo funciona el impuesto del patrimonio en Cataluña?

Explicamos cómo funciona el impuesto del patrimonio en Cataluña: quién debe pagarlo, cómo se calcula y las exenciones existentes en la comunidad catalana. ¿Cómo afecta el impuesto del patrimonio a la rentabilidad de una inversión inmobiliaria?

El impuesto del patrimonio es una tasa que afecta a más de 200.000 personas en todo el país. Aunque también recibe el nombre de Impuesto sobre la Riqueza o Impuesto sobre las Grandes Fortunas, su finalidad es siempre la misma: gravar el patrimonio neto de las personas, entendiéndose este por el conjunto de bienes y derechos de contenido económico del que se es titular, deduciendo cargas y gravámenes que disminuyan su valor. 

A continuación intentaremos explicar algunas de las peculiaridades de este impuesto.

¿Quién grava el impuesto del patrimonio?

El impuesto del patrimonio es una tasa cuyo rendimiento se cede por completo a las comunidades autónomas. Ellas son las que se encargan de regular el mínimo exento, el tipo de gravamen, las bonificaciones y la cuota a abonar. 

Hay que tener en cuenta que, esta tasa, es un impuesto rigurosamente individual, por lo que no hay tributación conjunta de la unidad familiar. Además, ha de devengarse el 31 de diciembre de cada año y afecta al patrimonio del que se es titular a esa fecha.

¿Cómo se calcula el impuesto del patrimonio?

Para calcular el impuesto del patrimonio en Cataluña, debemos seguir el siguiente proceso:

Cálculo de la base imposible

Comenzaremos calculando la base imponible del impuesto. Esta tendrá en cuenta el valor de todos los bienes que integra el patrimonio del individuo (bienes inmuebles, joyas, depósitos en cuentas corriente o de ahorro, seguros de vida, objetos de arte...), deduciendo las deudas contraídas.

En el caso de la comunidad autónoma de Cataluña, los primeros 500.000 euros están exentos de tributación. En otras comunidades, la cantidad exenta varía. Por ejemplo, en Aragón, este mínimo exento se sitúa en los 400.000 euros mientras que en Madrid, asciende hasta los 700.000 euros. 

Exenciones en el impuesto del patrimonio

A la base imponible se le reducirán las exenciones estipuladas para cada comunidad. En Cataluña, estas exenciones hacen referencia a:

  • Los bienes que integran el patrimonio histórico de las comunidades autónomas.
  • Determinados objetos de arte y antigüedades.
  • El ajuar doméstico.
  • Ciertos derechos de contenido económico.
  • Los derechos derivados de la propiedad intelectual o industrial.
  • Los valores pertenecientes a no residentes.
  • El patrimonio empresarial y profesional.
  • Las participaciones en determinadas entidades empresariales y profesionales.
  • La vivienda habitual del contribuyente, con un importe máximo de 300.000 euros.

Para ver los matices de cada exención, os recomendamos echar un vistazo a la sección de Exenciones de la página de la Agencia Tributaria

Cuota íntegra

Al aplicar las exenciones a la base imponible, obtendremos la base liquidable, una cuantía a la que tendremos que aplicar la escala de gravamen establecida por cada comunidad autónoma. En el caso de Cataluña, la tarifa del impuesto sobre el patrimonio se rige mediante esta tabla:

tarifa del impuesto del patrimonio en Cataluña

Tarifa del impuesto sobre el patrimonio en Cataluña de la Generalitat de Cataluña.

 

Invertir en inmobiliario teniendo en cuenta la rentabilidad

A la hora de invertir en inmobiliario, es necesario tener en cuenta los gastos totales que implica aumentar nuestro patrimonio para calcular con más exactitud la rentabilidad total de la operación. En estos gastos totales, entraría el Impuesto del Patrimonio, el Impuesto de Bienes Inmuebles o cualquier otro gasto a asumir por parte del propietario por el simple hecho de tener una vivienda en propiedad: comunidad de vecinos, seguro del hogar, tasa de aguas y residuos etc. 

Si quieres invertir en inmobiliario en Barcelona, Reus o sus áreas metropolitanas, puedes contactar con el equipo de Vivendex. Nuestro personal realizará un estudio de las posibilidades de rentabilización de cada propiedad y de los gastos extra que esta inversión supone en tu patrimonio. 

Para tener una aproximación de la rentabilidad neta que puedes obtener de tu inversión inmobiliaria, puedes hacer uso de nuestra calculadora de rentabilidad. La calculadora tiene en cuenta posibles gastos extra derivados de la amortización de posibles préstamos hipotecarios, por lo que permitirá calcular la rentabilidad neta de manera muy certera. 

>> Descargar Calculadora de Rentabilidad <<

 

También podría interesarle:

Recibe las novedades

    Oficinas Immobiliarias Vivendex

    Immobiliaria Barcelona

    Immobiliaria Reus