<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=1609420709362109&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Los problemas más habituales al vender un piso heredado

Los problemas más habituales al vender un piso heredado

Recibe todas las novedades

Vender un piso heredado suele ser una de las transacciones inmobiliarias más complicadas. A las dificultades habituales de vender cualquier inmueble se le suma la problemática desencadenada por la gestión de la herencia. Esta dificultad, se acentúa aún más si la vivienda objeto de la transacción es compartida entre varios herederos.

A continuación intentaremos detallar los problemas más habituales que conlleva vender un piso heredado y las soluciones más convenientes en cada caso.

desacuerdo en el reparto de la herencia

Si como norma habitual el reparto de una herencia suele durar entre dos y tres meses, pero si uno de los herederos no está de acuerdo con el reparto, este trámite podría prolongarse durante años. Esto se debe a que los herederos se verán obligados a acudir a juicio para realizar el reparto.

Los desacuerdos en el reparto de la herencia son uno de los problemas más comunes en la venta de un piso heredado. Hasta que los propietarios no sean dueños legales del inmueble, no podrán proceder con su venta.

Uno de los herederos no quiere vender

Otro clásico en la gestión de las herencias. ¿Qué ocurre si uno de los herederos no quiere vender? Aunque no podemos obligar a nadie a vender, lo que sí podemos hacer es solicitar una partición judicial de la herencia y una posterior subasta pública del bien.

Sin embargo, esta opción será siempre mucho menos rentable debido a los altos costes que conlleva (abogado, procurador, tasador...) y los menores precios de venta a los que se podrá optar (el valor judicial siempre estará por debajo del precio de mercado).

Antes de llegar a una subasta pública, es preferible llegar un acuerdo entre los herederos. ¿Cómo?

  • Comprando al heredero disidente su parte proporcional del inmueble
  • Cediendo el disidente su parte de la herencia si el problema es que no tiene los medios suficientes para hacer frente a los gastos que la vivienda heredada conlleva

Disconformidad con el precio de venta

Puede que los herederos estén de acuerdo en el reparto de la herencia. Es más, puede que incluso los herederos estén conformes con la idea de vender. Sin embargo, aquí no terminan todos los problemas. La disconformidad con el precio de venta del inmueble heredado es otro de los puntos más conflictivos en la gestión de una herencia.

Pero, ¿cómo saber cuál es el precio de un piso heredado? Lo cierto es que la solución aquí es muy sencilla: realizando una valoración oficial del precio de venta, algo solo en manos de un agente inmobiliario.

El profesional inmobiliario visitará la vivienda objeto de la transacción, tomará las medidas y consideraciones necesarias, preguntará a los herederos a cerca del estado de la propiedad y sus necesidades de venta y realizará un estudio de mercado para evaluar el precio del m2 de las viviendas de características similares en la zona.
>> Valora tu vivienda ahora <<

Todo ello, dará como resultado un valor de mercado que no solo solucionará las disputas de precio entre los herederos, sino que también ayudará a que la vivienda se venda de manera rápida y sin inconvenientes.

Desconocimiento del proceso

Pero no todos los problemas relacionados con la venta de un piso heredado tienen que ver con desacuerdos entre sus propietarios. A veces, el desconocimiento del proceso es el causante de una mala gestión de la herencia.

Nuevo llamado a la acción

A los trámites habituales de venta de cualquier propiedad se le suman los trámites necesarios para la aceptación y gestión de la herencia, algo que puede no solo retrasar más de la cuenta el proceso de venta sino también provocar inconvenientes legales y sustos con hacienda.

¿Cómo puede ayudarme un agente inmobiliario?

Un agente inmobiliario actuará como sujeto objetivo e imparcial a la hora de gestionar la venta de un piso heredado. De esta manera, evitará roces entre familiares que puedan deteriorar la relación en un momento tan complicado como lo es la pérdida de un ser querido.

Además, su experiencia y conocimiento en este tipo de procedimientos agilizará la operación alcanzando una venta segura en un plazo de tiempo menor

También te puede interesar: